Sucesos y tribunales    
 El próximo curso escolar comenzará el 7 de septiembre en Cartagena

El próximo curso escolar comenzará el 7 de septiembre en Cartagena

En el caso de los institutos el inicio de las clases será del 12 al 18 del mismo mes. Las...

Gastronomía y convivencia destacan en las fiestas de Torreciega

Gastronomía y convivencia destacan en las fiestas de Torreciega

La buena gastronomía y la convivencia vecinal no faltó en las fiestas de Torreciega, donde los...

Las fiestas de la espuma del Ensanche mitigan el calor

Las fiestas de la espuma del Ensanche mitigan el calor

El Ensanche está celebrando sus fiestas patronales. Entre las actividades realizadas destaca la...

Hacerse oír sobre las tablas

Hacerse oír sobre las tablas

La Asociación de Personas Sordas (Asorcar), en colaboración con la concejalía de Cultura...

Seguridad y emergencia de cercanía en El Albujón

Seguridad y emergencia de cercanía en El Albujón

Los vecinos han podido conocer hoy los recursos de que disponen el servicio 1-1-2 y la Guardia...

  •  El próximo curso escolar comenzará el 7 de septiembre en Cartagena

    El próximo curso escolar comenzará el 7 de septiembre en Cartagena

  • Gastronomía y convivencia destacan en las fiestas de Torreciega

    Gastronomía y convivencia destacan en las fiestas de Torreciega

  • Las fiestas de la espuma del Ensanche mitigan el calor

    Las fiestas de la espuma del Ensanche mitigan el calor

  • Hacerse oír sobre las tablas

    Hacerse oír sobre las tablas

  • Seguridad y emergencia de cercanía en El Albujón

    Seguridad y emergencia de cercanía en El Albujón

Exposiciones y fotografía
Deportes
Música
Toros
Articulistas
Servicios
       
El Algar y Los Urrutias
El puente (Cartagena Norte)
cartagenadeley.com
cartagenadeimagen.com
launiondehoy.com

 

  

 

 

 

Comunicados Plataforma por la biprovincialidad

  • Actuar según la razón, no la ira

Actuar según la razón, no la ira

Hoy, más de un año después de que el Gobierno Regional se comprometiera a atenderlas, si una de las 280.000 personas residentes en el área de salud nº 2, después de las 15.00h, sufre un ictus o un infarto debe ser trasladado a Murcia para ser adecuadamente tratado; acordar una simple cita con el médico traumatólogo en Cartagena puede conllevar una espera de cinco meses; el templo de Santa María la Mayor, Catedral primigenia de la diócesis de Cartagena, es el único de España todavía en ruinas tras los bombardeos de la Guerra Civil -80 años de dejación y olvido del Ministerio de Fomento, la CARM y el Obispado-; se retrasa ‘sine die’ la ZAL de Los Camachos, con viabilidad atestiguada en 2003; los taxistas del Campo de Cartagena no podrán atender a sus clientes en el futuro Aeropuerto de Corvera; la comunicación ferroviaria Cartagena-Madrid es la más lenta entre un importante puerto peninsular y la capital de España; más de veinte años después de iniciar los trabajos en el anfiteatro romano de Cartagena, la Consejería de Cultura no ha facilitado el Plan Director de su excavación y puesta en valor; torres vigías, salinas, pozos y aljibes, arquitectura modernista, molinos de viento, antiguas fortificaciones costeras... en la comarca natural del Campo de Cartagena continúan deteriorándose ante la dejación de responsabilidades de la Dirección General de Bienes Culturales (CARM); el Mar Menor, un ‘unicum’ en España, vive momentos de degradación medioambiental desconocida hasta la fecha y los responsables políticos de tal situación, e incluso de presuntas actuaciones fraudulentas, parecen haberse enterado anteayer; el Real Arsenal de Cartagena es el único arsenal de la ilustración española que no está declarado BIC; el trazado actual de FEVE es casi igual al realizado a principios del siglo XX, sin que tal servicio se haya prolongado estructurando mejor el territorio comarcal (sí se ha hecho en Asturias, León, Bilbao o Alicante); los regantes no pueden planificar sus regadíos y además desde la administración regional relegan sugerencias basadas en conclusiones elaboradas por la Universidad Politécnica; el Centro Regional de Restauración comprometido para la Casa del Niño continúa en una nave del polígono oeste de Murcia; han transcurrido más de once años sin que las doscientas personas afectadas por las expropiaciones para construir la autopista de peaje Cartagena-Vera hayan percibido la exigua compensación por sus tierras; el partido judicial de Cartagena carece de juzgados de menores, mercantil o hipotecario y está colapsado el juzgado de familia, es necesario esperar más de seis meses para una respuesta en primera instancia; zonas urbanas militarizadas obsoletas continúan impidiendo mejoras importantes para la ciudad, ante la pasividad e indolencia del Delegado del Gobierno; la Consejería de Medio Ambiente lleva catorce años sin actuar sobre la criminal contaminación de los terrenos de El Hondón; hay manifestaciones ciudadanas para lograr que se cumpla la ‘ley para el funcionamiento pleno del Hospital Santa María del Rosell como hospital general’ (¿en qué otros lugares hay manifestaciones para que se cumpla la ley? ¿no presumen los representantes políticos del ‘cumplimiento de la ley’?); la Autoridad Portuaria de Cartagena, por delegación del Gobierno Regional, sigue impidiendo el armónico desarrollo del Barrio de Santa Lucía y su lógica conexión con el mar; la gran terminal de contenedores de Escombreras está infrautilizada mientras toleramos el muro de contenedores apilados en el camino a zonas turísticas costeras; de los dieciocho kilómetros lineales del puerto, solo uno está destinado a espacio público (ocupado por un puerto deportivo), el Gobierno Regional/Autoridad Portuaria impide la apertura de la ciudad al mar; los fondos fotográficos del CEHIFORM, ocho años desplazados en Murcia; la excelente Colección de Arte Moderno cedida a la ciudad por Marifí Plazas Gal, quince años esperando su inclusión íntegra en la exposición permanente del MURAM; un competitivo circuito de velocidad, sin apoyo regional… el lector atento sabrá sumar otros argumentos a esta breve e incompleta relación de desatinos que asolan esta comarca del Sureste español, cuya Administración Política adjetiva torpe e imperativamente como ‘murciana’.
¿Qué tenemos que festejar el 9 de junio?
‘La ira es un ácido que puede hacer más daño al recipiente en la que se almacena que en cualquier cosa sobre la que se vierte’ (Séneca, De la ira).
Por el bien de nuestra salud, actuemos según la razón, no la ira. El éxito requiere de persistencia, la habilidad de no rendirse en la cara del fracaso. Creo que el estilo optimista es la llave a la persistencia.