• Trescientas personas responden a la primera llamada fallera de Los Dolores

    Trescientas personas responden a la primera llamada fallera de Los Dolores

  • Mariana Larios Andreu pregonará la Semana Santa de Alumbres

    Mariana Larios Andreu pregonará la Semana Santa de Alumbres

  • “La igualdad debe ser una convicción ideológica, un deber ciudadano, una filosofía de vida y un valor social supremo”

    “La igualdad debe ser una convicción ideológica, un deber ciudadano, una filosofía de vida y un...

 

  

 

 

Fomento incrementa la seguridad en el puerto de Cabo de Palos

La consejería de Fomento e Infraestructuras ha realizado un total de 35 actuaciones con el objetivo de incrementar la seguridad, accesibilidad y eficiencia energética de sus instalaciones. Las obras han supuesto una inversión regional de más de 213.000 euros.


Esta actuación se enmarca en las medidas del Gobierno regional de impulso de los puertos de titularidad autonómica y del sector náutico como elemento clave de la desestacionalización del turismo en la Región de Murcia.

 

El consejero de Fomento e Infraestructuras, Patricio Valverde, inauguró hoy las nuevas instalaciones del puerto de Cabo de Palos y señaló que el objetivo de las obras, desarrolladas gracias al plan de mejora del puerto, es “atraer a un mayor número de usuarios y turistas a estas instalaciones, para que puedan disfrutar de su maravilloso fondo marino y la belleza de este excepcional enclave natural durante todo el año”.

 

“Nuestro objetivo es abrir los puertos a la sociedad porque son motores generadores de actividad económica y empleo”, destacó el consejero, quien explicó que los primeros beneficiados de la renovación del puerto serán los usuarios, pescadores, buceadores y hosteleros de la zona.

 

El titular de Fomento indicó que las actuaciones más importantes se han realizado en los pantalanes, el varadero, las casetas de los pescadores, los muelles y el punto limpio. Detalló que para incrementar la seguridad del puerto, “se han mejorado los elementos estructurales, como son los fondeos, los flotadores y pilotes; se han retirado los barcos deteriorados y se ha repuesto el vallado del cerramiento exterior del recinto y las puertas en los pantalanes”.

 

Además, se ha mejorado la seguridad de los usuarios y visitantes con la protección de las zonas de salidas de emergencia, la colocación de bolardos y reparación de los separadores entre la zona peatonal y la zona de aparcamiento de vehículos y viales de circulación.

 

Otra de las mejoras ha sido la sustitución de lamas de madera y la imprimación de la tarima con pintura antideslizante en los cinco pantanales; la renovación del mobiliario (bancos, papeleras y arquetas, entre otros,) la reparación de norays para amarre y apretado de las cornamusas y la mejora de la iluminación de los pantanales y del paseo de La Barra.

 

Desde el punto de vista de la accesibilidad, destaca la sustitución de la rampa de acceso para personas con movilidad reducida, así como el acondicionamiento de la explanada, la mejora del pavimento del muelle oeste o la colocación de señales informativas de los distintos servicios del puerto.

 

Puerto ecoeficiente

Patricio Valverde destacó las actuaciones de mejora de la eficiencia energética y medio ambiental que hacen de esta instalación un puerto ecoeficiente. Al respecto, señaló que se han renovado 35 torretas para el suministro de agua y luz a las embarcaciones y también se ha mejorado la red de abastecimiento de agua en los muelles y renovado la tubería de agua potable.

 

Los dos trabajos más significativos desde la óptica medioambiental han sido la renovación del ‘punto limpio’, una instalación portuaria que recoge todos los desechos y residuos generados por los barcos, y la construcción de un canal de separación de grasas e hidrocarburos en el varadero.

 

El consejero subrayó que esta actuación supone “una mejora medioambiental de la instalación”, ya que evita que los residuos procedentes de la actividad cotidiana del varadero (aceites, grasas o pinturas) sean arrastradas por el agua de escorrentía y acaben vertiendo en la dársena del puerto.

 

“A partir de ahora dichos residuos serán captados y tratados convenientemente, de manera que antes de su vertido a la red de saneamiento municipal cumplan con los parámetros establecidos por la legislación vigente en materia de vertidos”, explicó Valverde.