Carthagineses y Romanos 2021: Habrá actos oficiales en el Parque de Torres pero no campamento

          Mar Menor - Rincón de San Ginés           Barrios Cartagena Norte                Pueblos Cartagena Norte              Cartagena Oeste              El Algar y Los Urrutias               launiondehoy.com          MAR MENOR EN DIRECTO

          Playas          Farmacias de Guardia            Esquelas              Literatura            Portales Amigos          Toros             Programación TV             Radio           Pasatiempos          Apuestas             Buzón de lectores y quejas

                          


Carthagineses y Romanos 2021: Habrá actos oficiales en el Parque de Torres pero no campamento

La Federación de Tropas y Legiones ya ha tomado una decisión para el retorno de las fiestas presenciales en el próximo mes de septiembre. Presentarán muchas novedades con respecto a la última edición celebrada en 2020, pues no habrá gran aldea festera, el fuego sagrado regresará a la Linterna del Parque de Torres, cuyo auditorio acogerá la casi totalidad de actos oficiales, incluida una versión de la gran batalla que mezclará la representación con una proyección audiovisual. Queda por resolver si se celebrarán desfiles. Entre los objetivos estará vestir el casco histórico de símbolos festeros.



Carthagineses y Romanos vuelve a la presencialidad, pero sin campamento, donde anida ‘el alma de los festeros’. La felicidad no es completar, pero supone una notable avance con respecto al 2020 de tregua (sin fiestas presenciales). El motivo de esta decisión es la consabida situación pandémica, que ahora está en una época buena, siendo una incógnita su situación en septiembre, que es cuando se celebran las fiestas (del viernes 17 al domingo 26), por lo que, como la planificación no puede efectuarse de un día para otro, se ha optado por la medida más prudente, como es asegurar la celebración de las fiestas restando el lugar donde más riesgo de contagios de COVID-19 podría producir.

También se verá muy afectada la gran batalla por la conquista de Qart-Hadast, que no se llevará a cabo entre miles de festeros en la Cuesta del Batel y se transformará en un espectáculo en el auditorio del Parque de Torres que mezclará la proyección audiovisual con la representación teatral. Por supuesto, habrá entrega de la ciudad por parte de Magón Giscón al romano Escipión, con lo que este año tampoco se libran los carthagineses de la histórica derrota.

Será ese auditorio ‘Paco Martín’ el epicentro de los actos oficiales, pues en la explanada del puerto de Cartagena existía riesgo de aglomeraciones en torno al vallado que se hubiera colocado para controlar el aforo, aunque se desea que para entonces se autorice ya el cien por cien en instalaciones al aire libre. En el Parque de Torres no existirá ese riesgo. “Todo lo estamos planificando sujetos a la normativa sanitaria y pensando en la seguridad de todas las personas”, expresa el presidente de la Federación de Tropas y Legiones, José Antonio Meca, a Cartagena de Hoy. Precisamente, en espera de cómo esté el coronavirus en esas fechas se demora la decisión sobre la celebración de desfiles que crucen la ciudad.

Objetivo será “que la ciudad tenga vida festera”, dice Meca, quien anuncia que se tratará de vestir la zona urbana más castiza de símbolos festeros, además de la vinculación que puedan establecerse entre determinadas tropas y legiones con los locales hosteleros. Sí se aclara que no se podrán montar campamentos individuales o carpas en plazas o bajos de edificios, al estilo de las kábilas de las fiestas de Moros y Cristianos.

Serán unas fiestas diferentes, pero lo importante es que el espíritu de Carthagineses y Romanos, salvo contratiempos, volverá a impregnar Cartagena.

Imprimir