Mar Menor - Rincón de San Ginés           Barrios Cartagena Norte                Pueblos Cartagena Norte              Cartagena Oeste              El Algar y Los Urrutias               launiondehoy.com          MAR MENOR EN DIRECTO

          Playas          Farmacias de Guardia            Esquelas              Literatura            Portales Amigos          Toros             Programación TV             Radio           Pasatiempos          Apuestas             Buzón de lectores y quejas


El oro del fútbol sala vuelve a envolver a Mayte Mateo

La jugadora de La Palma se proclama campeona de Europa con la selección española absoluta femenina reeditando el éxito que ya logró en 2019, aunque en esta ocasión con un sabor especial al tener que remontar dos goles en contra. “La confianza entre las integrantes del equipo es muy grande y nunca dimos el partido por perdido”, expresa quien ha llegado en gran estado de forma a un final de temporada tras dos años de calvario por una doble lesión de los ligamentos cruzados de la rodilla. En la foto, luce la medalla junto a su familia.



Mayte Mateo González (La Palma-Cartagena, 1994) forma ya parte del deporte español, pues a los éxitos con su equipo (STV Roldán) se suma tener colgadas dos medallas de campeona de Europa de fútbol sala, uno conseguido en 2019 y otro este pasado fin de semana, en ambas ocasiones ante Portugal, una selección que en la reciente final salió con enorme ganas de revancha y puso un marcador de 2-0 a favor. “Esta vez fue mucho más difícil la victoria, pues tuvimos que remontar un claro marcador adverso con toda el público aprentando en contra”, pues el partido se disputó en tierras lusas. “La clave fue que no dimos por perdido el encuentro en momento alguno y que existe una gran confianza entre las jugadoras. Cuando íbamos perdiendo, nos mirábamos a los ojos y crecían nuestra confianza y esperanzas, lo que fue fundamental, pues de no seguir metidas en el partido no hubieran marcado más goles. Así, conseguimos marcar un gol antes del intermedio que nos hizo salir con más fuerza tras el descanso”, explica quien tuvo el empate en un remate que repelió el poste al inicio del segundo acto, “faltó fortuna, pero enseguida Ale de Paz metió su segundo gol y el partido se equilibró”, continúa relatando.

María Sanz puso el 2-3 y después Portugal forzó un desenlace a resolver con los lanzamientos desde el punto de penalti, en los que Mayte Mateo fue la encargada de lanzar y marcar el tercero del bando español. “Es verdad que estaba algo nerviosa, pues en la semifinal de la Copa de la Reina, ante Navalcarnero, fallé el lanzamiento que supuso nuestra derrota, por lo que tenía ‘fantasmas’ y ‘una espinita clavada’, pero el cuerpo técnico me dio mucha confianza, marqué y me saqué esa esquina”, explica. Después se consumó la victoria y llegó el júbilo de las españolas. “Ha sido, quizás, el más importante éxito de mi trayectoria, pues no es fácil disputar dos finales de Eurocopa y ganar las dos”, expresa quien estuvo acompañada desde la grada del pabellón portugués por su familia.



La palmesana del STV Roldán quedó esta temporada en puertas de alcanzar las finales de liga y copa, cayendo, respectivamente, en semifinales ante Navalcarnero y Burela en Galicia (3-2), poniendo broche a una temporada en la que el equipo ha luchado hasta caer con la cabeza muy alta. Al tercer intento sí pudo Mayte jugar una final, que además tenía otro sabor especial, el de una jugadora que volvió a la actividad a mitad de temporada tras dos años en el ‘dique seco’ por una doble lesión en la misma rodilla. “Comencé con un déficit importante de musculatura, pero conseguí llegar a un alto nivel de final de temporada y competir hasta el final con mi equipo y con la selección, lo que para mí ha sido un orgullo y una gran satisfacción personal”, expone.

Jugadora de mucha garra y fuerza en la pista, juega de cierre en misiones defensivas, pero también tiene muy presente la meta rival, lo que le ha llevado a marcar unos nueve goles esta temporada y a ser la autora del tanto más madrugador de la Eurocopa, que fue el gol conseguido a los 26 segundos de juego frente a Ucrania (9-0) en semifinales.    

Ahora ha comenzado unas merecidas vacaciones hasta que el 4 de agosto inicie la pretemporada con el Roldán pensando en nuevos objetivos para la campaña 2022/23, entre los que figuran “luchar otra vez por estar entre los mejores equipos de liga y copa, además de que también estaremos entre los cuatro que luchen por la supercopa”, indica como retos, a los que se sumará la Eurocopa 2023 con la selección, siendo en octubre cuando tenga lugar el preeuropeo que decidirá qué cuatro disputarán en marzo del próximo año la fase final en un país por designar.

El otro objetivo está fuera de la pista de fútbol sala. Mayte Mateo, también derrochando un gran esfuerzo, acaba de terminar el grado en la actividad física del Deporte y quiere afrontar el máster en dirección de empresas y entidades deportivas para el próximo curso.

Por último, le comentamos a la palmesana que nos valore el crecimiento que está experimentado el fútbol sala femenino español: “Está teniendo un crecimiento grande, pero todavía le queda mucho y le faltaría el apoyo de patrocinadores que sí está teniendo el fútbol para conseguir darle más visibilidad. Se han mejorado las condiciones de las jugadoras, se está tratando de profesional la liga… Se están dando pasito y avanzando, que es lo importante, pero todavía queda”, responde.

La palmesana Mayte Mateo y la muleña Noelia Montoro, las dos representantes de la Región de Murcia en el equipo nacional

Imprimir