Mar Menor - Rincón de San Ginés           Barrios Cartagena Norte                Pueblos Cartagena Norte              Cartagena Oeste              El Algar y Los Urrutias               launiondehoy.com          MAR MENOR EN DIRECTO

          Playas          Farmacias de Guardia            Esquelas              Literatura            Portales Amigos          Toros             Programación TV             Radio           Pasatiempos          Apuestas             Buzón de lectores y quejas


“Es crucial saber cómo está la estructura inferior de la plaza y si estamos en peligro”

Varias decenas de vecinos de Santa Lucía se han concentrado esta tarde para protestar, con una cacerolada, porque no se les haya informado aún en qué consisten las obras iniciadas en ‘la plaza del barco’, de la que, en base a grietas observadas, temen que tenga dañado el subsuelo, que es por donde pasa una rambla. El Ayuntamiento de Cartagena ha convocado a la asociación de vecinos este miércoles a una reunión.



“¡No queremos parches!”, bajo este ‘grito de guerra’ se han manifestado varias decenas de vecinos de la villa y condado de Santa Lucía esta tarde en la plaza de Molina, conocida popularmente como ‘la plaza del barco’ (por la barca que luce en su centro) y que años atrás era ‘los jardincillos’.



Fue en el año 1989 cuando se llevó a cabo la obra que ocultó la rambla y originó la plaza. Han pasado 33 años y en las consecuencias del paso del tiempo basan los vecinos gran parte de su preocupación, pues, como nos decían, han observado grietas en el asfalto de las calles laterales que proceden de este enclave y hace unas semanas se produjo un desprendimiento. ¿Es segura actualmente esa estructura?. Es la respuesta prioritaria que quieren conocer y, a partir de ahí, que les digan en qué consiste el proyecto que ha comenzado a llevarse a cabo y que el mismo se adapta “a lo que quieran los vecinos”, ha explicado el presidente de la asociación de vecinos, David García, remarcando que uno de los objetivos debe ser que esa zona deje de ser inundable cuando llueve, lo que ocasiona entradas de agua en comercios y viviendas. “Queremos que lo que se vaya a hacer tenga un diseño que acabe con esas inundaciones, pues, de no ser así, se seguirán repitiendo. Y después, los jardines y espacios de ocio se adapten a lo que quieran los vecinos, incluido si se peatonaliza toda la zona o no”, ha explicado.



Ha afirmado que se enteraron de que comenzaban las obras cuando el pasado sábado observaron que colocaban discos de prohibido aparcar. “No sabemos nada más, pues desde la concejalía de Descentralización nos dijeron de mantener una reunión hace tres semanas, la cual se ha suspendido en dos ocasiones. Entonces les preguntamos y nos dijeron que no sabían qué se iba a hacer en la plaza de Santa Lucía. Ahora nos citan para mañana -por este miércoles- en el Palacio Consistorial, con presencia también de la concejala de Distrito y esperamos conocer los detalles”, indica, añadiendo que, si es así, el siguiente paso será “informar a los vecinos y hacer lo que ellos digan, ya sean aceptar ese proyecto u oponernos con actuaciones”.



Durante ‘la cacerolada’ se han pronunciado algunos vecinos a los medios informativos allí presentes y con cánticos. Así, un niño pedía “menos parches y más columpios”, mientras que unos adultos decía que menos dieron “para el puerto y más para Santa Lucía”, “aquí estamos dejados de la mano de Dios”, “lo que no queremos es sufrir más inundaciones”, etc., a lo que se suma una duda: “¿Por qué no nos han explicado en qué consiste la obra en la plaza más emblemática de Santa Lucía?”.

A esta concentración han acudido también personajes conocidos de la vida social cartagenera, como el presidente de los vecinos del Sector Estación, Fulgencio Sánchez; la presidenta de la Junta Vecinal Municipal de Perín, Isabel Andreu; la diputada regional socialista Carmina Fernández y el presidente del PSOE Cartagena, Manuel Torres García, a la sazón vecino de la villa, quien, en una conversación informal, explicaba que este proyecto podría corresponder a una obra menor licitada por 39.000 euros, pero que no lo puede asegurar, y que el sentir de los residentes es que se lleve a cabo una gran obra en ‘la plaza del barco’ que solvente todos sus problemas con una reforma integral de la zona.  

Imprimir